Cascada Geroldsau

Unos pocos metros de pasarelas de madera y un par de pequeños ascensos – eso es todo lo que tiene que recorrer hasta alcanzar la famosa cascada Geroldsau. Es realmente un regalo de la naturaleza. El estrepitoso sonido de la catarata al caer en el estanque de aguas turquesa, las suaves ondas chapoteando contra las rocas y el agradable aroma de las florecientes azaleas en el puro y refrescante aire... No es extraño que Johannes Brahms y Gustave Courbet se convirtieran en adictos a este lugar. Para ellos, éste fue el lugar perfecto para alimentar sus creativas mentes.

Geroldsauer Wasserfall Baden-Baden

Si el corto camino junto a la ribera del Grobbach no es suficiente para usted, también hay varios caminos señalizados y senderos en los alrededores de la cascada, dispuestos a ser explorados. A quienes deseen descansar, les recomendamos “recargar las pilas” en la cabaña forestal Bütthof, no muy lejos de la cascada.

A la cascada se puede llegar a pie, por el camino Panoramaweg. Este sendero atraviesa el parking Wannacker en la carretera B500, la Schwarzwaldhochstrasse (Carretera Alta de la Selva Negra), y es el mejor lugar para empezar la ruta. Si desea aparcar todavía más cerca de la cascada, permanezca en la Calle Geroldsauer Strasse. Seguidamente, la Wasserfallstrasse le lleva directamente hasta la catarata.